27 marzo 2012

Los crímenes de la luna llena - Kit Whitfield


Título: Los crímenes de la luna llena
Autor: Kit Whitfield
Editorial: EdicionesB
Publicación:2009
ISBN: 9788466639736
Nº de páginas: 534
Precio: 5,95 € (ECI)
Bookdepository

Reseña editorial: En una sociedad en la que la mayoría de la población son hombres lobo, Lola May - una abogada del servicio estatal que controla la licantropía- deberá resolver los asesinatos de dos de sus compañeros al tiempo que tratará de enderezar su vida, marcada por los prejuicios y la discriminación.

A partir de aquí, hay SPOILERS ò.ó

Desvarío lunático (por lo de la luna llena, sigo insistiendo a cele en hacer un cuestionario de CI a nuestras fans... pero ella sólo me mira así cuando se lo digo... ¬¬)

*Marisan se rasca la panza con la pata trasera mientras aúlla a la luna llena, contempla su silueta lobuna en un estanque, husmea en busca de presas, etc, etc, porque a pesar de ser hombre lobo, sigue siendo loba polifacética y multifuncional*

A ver, primera aclaración: Esto es una NOVELA NEGRA. O.O. Yo esperaba, por el título y la sinopsis, encontrarme con una especie de Jacob Black corriendo por los bosques, una humana allí perdida, encantadora, dulce y entrañable, etc, y nop. Para nada. Quien haya leído novela negra en su vida (tiren de clásicos, Dashiell Hammet y demás) sabrá de qué estoy hablando. Aquí nos encontramos con los elementos característicos de toda negritud que se precie: protagonísta cínico y desencantado de la vida (en este caso, es chica), en diferentes grados de alcoholísmo (de leve a moderado), muy bueno en su trabajo a pesar de su poco éxito profesional (ídem), viviendo en unas condiciones precarias (hasta lo de dormir en el despacho aparece aquí) y que se topa de repente, en medio de la mediocridad redundante de su vida, con un jugoso caso que no le deja dormir y le pican las manos de ganas de resolverlo... porque todo detective es un cotilla que se ha reconvertido en un profesional, admitámoslo, jajaja.

Segunda aclaración: Esto NO es una distopía. Es un mundo alternativo. O mejor dicho, nuestro mundo, pero llenísimo de hombres lobo hasta la bandera. Una de las bazas más positivas, y que más me han sorprendido en la novela, es lo perfectamente argumentado y documentado que presenta la autora este mundo: me he encontrado con una revisión histórica y bíblica de nuestro mundo, peeeeroooo como SI ser hombre lobo fuera lo normal, Y ser humano la anomalía genética. Kit Whitfield nos habla de episodios de nuestra historia (la Santa Inquisición, por ejemplo), revisados y un poco más peludos, xDDD. Todo ello para emplazarnos en una historia que nos engancha, con una protagonista que, todo hay que decirlo, no es deprimente, es lo siguiente - también hay que verlo desde su punto de vista, y a medida que sigue la narración y se cuelan algunos de sus recuerdos, obviamente la comprendemos y compadecemos-. Hay algunos golpes de efecto muuuy buenos, que no te esperas. El malo malísimo tampoco te lo imaginas, lo que es un Superpunto a favor de la novela, porque hay veces que según empiezo un libro, a la segunda página ya sé quién es el asesino... hacer todo según el guión hollywoodense llega a cansar...

Al principio de la novela la desencantada Lola May, trabajadora de Dorla (la sociedad humana que controla a los lobos en las noches de luna llena para evitar daños mayores), se enfrenta al crimen de un buen amigo suyo. Aparte de ese delito, tiene que investigar varios más, pues como siempre, parece haber poco personal humano para tanto crimen lobuno. Es por ello que trabajar en Dorla se convierte en una obligación humana, si no quieres ser barrendero o algo más bajo aún. Sobrecargada de trabajo, triste, deprimida y más que un poquito frustrada por los hombres lobo que insisten en escaparse noche de luna llena tras otra de sus confinamientos seguros, Lola tendrá que bucear en sí misma y en todos los que la rodean, tanto sospechosos como compañeros, para dar con la inquietante verdad a la que la conducirán sus pesquisas (siempre quise poner pesquisas, me gusta la palabreja, pesquisaspesquisaspesquisaaaaaaass, xDDD)

Como siempre, aunque intento no alargarme, lo hago y me dejo cosas en el tintero: hay historia de amor, momentos de ternura, hermandad, amistad entre parias (o humanos, como prefieran), un pasado sombrío que todo humano comparte de alguna forma por su condición, ignorancia benévola por parte de la sociedad lobuna, y muchas contradicciones, lo que, aunque parezca ilógico, hace mucho más creíble y real este mundo... realidades perfectas, ordenadas y todo encasillado sólo existen en la imaginación...



Publicado por marisan en 11:39

4 comentarios:

Yo este libro lo leí hace mil (prácticamente cuando salió xD) y me gustó bastante :)
Por lo que comentas, realmente tiene buena pinta. Por un tiempo, fui bastante aficionada a la novela negra, así que el desvarío puede ser la mejor excusa para retomar el género de nuevo, jeje. Gracias, Marisan.
:S La verdad es que me faltan como 2 capítulos para terminarlo, sin embargo hay 2 cosas que no me cuadran...

No había excusa para meter a los santos y a Dios en esta novela... :P me hubiera gustado que se inventara unas creencias propias dejando de lado el cristianimo y la iglesia católica :S en lo único que puedo criticarle
quisiera saber si hay una segunda parte de la novela ya que me a cautivado y quisiera saber si hay itro libro luego de este

Publicar un comentario en la entrada

Leemos todos sus comentarios aunque no siempre los contestamos, a excepción que sea una consulta directa.
Muchas gracias por sus mensajes, saludos y opiniones :)